• Facebook
  • Gmail
  • LinkedIn
  • Twitter
  • Buffer

 

Mahmoud Abumayyaleh, dueño de la tienda donde estaba George Floyd cuando el joven cajero llamó a la policía, se siente parcialmente culpable por la muerte injustificada de uno de sus clientes.

El joven cajero que hizo el llamado se cuestiona si tomó la decisión correcta al llamar a la policía.

Quienes filmaron la situación también sienten culpa por no haber podido hacer más.

Y tú, ¿qué sientes cuando ves una situación de maltrato absurda?

Sin llegar a presenciar un asesinato, ¿cómo te sientes cuando a alguien lo humillan en tu presencia?

¿Qué haces TU en esas situaciones?

¿Por qué no hice algo más para frenar esto?

¡Cuántas veces vemos situaciones y sentimos impotencia!

Al no hacer “nada”, después caemos en culpa o sino en justificaciones. Nos empezamos a preguntar, ¿por qué no hice nada para frenar esto?

Y entonces vienen las excusas tranquilizadoras de nuestras mentes. Esas excusas que encuentran buenas respuestas a la mala pregunta del ¿por qué?

Es que no hice nada porque…

  • Porque pensé que otras personas iban a hacer algo
  • Porque no era mi problema
  • Porque me dio miedo que me pudiera pasar algo a mí también
  • Porque realmente no había nada que yo pudiera hacer
  • Porque no mi cuenta y ya era demasiado tarde…
  • Porque me pareció que probablemente se lo merecía…

Mejor nos preguntamos para qué me quedé callado y qué puedo hacer la próxima vez que algo así pase… 

Los testigos pasivos pueden aprender

Hay 3 razones frecuentes por las cuales los testigos pasivos no hacen nada:

  1. Si nadie hace nada, debe ser que yo soy el único que siente que esto está mal… y como no me gusta ser el único, entonces hago lo que hacen los demás, es decir, no hago nada.
  2. La única solución que me imagino es la de confrontar.
  3. Si confronto y soy la única persona, estoy indefenso y me pueden atacar a mi… me da mucho miedo.

Hay tres soluciones que te puedo mencionar para lograr empoderar a los testigos pasivos para que se vuelvan aliados empoderadores.

La primera es convencernos de que NADIE MERECE SER MALTRATADO. Si nadie lo merece, entonces, aunque los demás no estén haciendo nada, yo SI voy a hacer algo porque sé que esa persona no merece lo que le están haciendo.

La segunda, conocer el poder que tenemos para intervenir sin confrontar. Por ejemplo, llamar a reportar un asesinato en potencia, podría haber ayudado. Si sabemos que podemos reportar, entonces lo haremos con mayor frecuencia.

La tercera, saber que no estamos solos. La mayoría de las personas estamos esperando a que el otro actúe, asuma el liderazgo y empiece a hacer lo correcto, para seguirlo y apoyarlo. La gran mayoría sufre en silencio creyendo que están solos cuando en realidad muchos piensan igual pero nadie ha abierto la boca.

Cuando el sistema nos falla, el caos es inevitable

Claro que para que esto se pueda hacer, el sistema debe funcionar. Si el sistema falla, comienza el caos y eso es lo que estamos viendo.

Si yo reporto y nadie acude a ayudar, me desespero y me siento desamparado.

Si el castigo es tan excesivo que no corresponde con lo que hago, todos dejaremos de reportar y empezaremos a callar. El dueño de la tienda no debe sentir que la solución es dejar de reportar. Eso solo contribuirá al caos.

El joven que levantó el teléfono no es culpable del excesivo abuso de poder ejercido por los policías, en especial aquel que asesinó a George Floyd.

Quienes filmaron el episodio, hicieron algo. De hecho, hicieron algo muy importante. Documentaron un hecho y eso nos permite hoy hablar, debatir ideas, experimentar el caos que seguramente traerá algo bueno y positivo cuando la calma retorne.

George Floyd nos une porque, por fin, todos estamos de acuerdo que este ser humano no merecía ser asesinado y todos vemos el abuso de poder desde la misma vulnerabilidad.

La prensa nos divide porque cuentan la historia como no debe ser…

Si el policía era racista o no, si Floyd tenía antecedentes policiales o no, son temas que distraen de lo fundamental. Hablar del antecedente policial de Floyd hace que las personas encuentren una excusa en sus mentes y se digan “ah, ahora entiendo por qué lo mataron, eso a mi no me va a pasar porque yo no tengo antecedentes.”

Aquí el tema es el abuso de poder y el miedo de los testigos pasivos a tomar acción.

Hablar del antecedente, desvía la atención de la agresión y abuso de poder sucedido. Hablar del antecedente, le quita foco al verdadero problema y nuestros cerebros encuentran “excusas tranquilizadoras” para poder explicar la barbarie. En definitiva, encontramos una explicación para lo inexplicable.

Todos los humanos debemos mantenernos vigilantes. El abuso de poder y el miedo se manifiestan unidos al racismo, a la xenofobia, al antisemitismo, a las intolerancias, cualquiera que sea.

Aquí han asesinado a un hombre esposado, indefenso. Eso es lo que pasó. Han maltratado públicamente de manera injusta y desproporcionada a un ser humano.

A George Floyd no lo pudimos salvar. Los testigos de la situación deben sienten culpa e impotencia y les queremos recordar que, aún cuando no lo salvaron, igual tomaron acción y esas acciones, están haciendo la diferencia ahora.

Gracias a sus videos, hoy se ha abierto un gran debate internacional que deja perplejas a las personas que crecimos en culturas de diversidad y aceptación porque los seres humanos no nacemos malos, no nacemos intolerantes, no nacemos racistas, no nacemos xenófobos, no nacemos antisemitas. Nacemos buenos en nuestros corazones y aprendemos a odiar.

Y así como aprendemos a odiar, aprendemos a coexistir. Aprendemos a vivir en armonía. Aprendemos a estar ahí los unos por los otros.

Más aún, el video nos permite hablar y demostrar que realmente somos muchos los que estamos callando lo que realmente sentimos y pensamos. Recuerda cuánta gente pudo hablar gracias a este video. Si eres testigo de una situación recuerda que no eres el único que está incómodo, enojado, sintiendo impotencia. Actúa, reporta, habla, alza la voz aún más. Serás el líder al que los demás van a seguir y juntos evitarán más atrocidades en el mundo. Somos más, somos mayoría.

Un poco más personal…

Cuando yo tenía 14 años, empecé a recolectar frases en un cuaderno. Las 3 primeras frases que anoté me han marcado mi vida, me han ayudado a formarme y a trabajar e investigar día a día como lo hago.

Nunca he escrito acerca de ese cuaderno ni he compartido el peso positivo de esas frases. Es un tema bastante más personal… No recuerdo los autores… he perdido el cuaderno…

Hoy te las comparto y espero te ayuden a cambiar tu manera de actuar, de sentir y de apoyar a otros seres humanos que te acompañan en este planeta que compartimos:

“Cerré mis ojos para poder ver.”

“Yo soy yo y creo en la independencia. Pero también creo en la ayuda, aunque independiente sea.”

“Si matas a un hombre para apoyar una idea, no estás apoyando una idea, estás matando a un hombre.”

Espero encontrarnos la semana que viene en un mundo de mayor apoyo mutuo, empoderamiento y coexistencia.

Saludos!

PD: Todos tenemos pequeños prejuicios dentro que son producto de la falta de conocer al otro. Si eres de los que piensa que hay grupos de humanos naturalmente más violentos que otros, te pido que mires una película para que veas lo que ocurre cuando el sistema falla y te desampara. Te llevarás la sorpresa de ver que los violentos fueron mujeres blancas y tal vez eso te ayude a romper paradigmas… busca “Suffragettes” y comenta cuando la hayas visto.

 

Alejandra Schatzky
Chief Emotions Officer
Generación EPI

 «En tiempo VIRAL,
COACHING VIRTUAL de cambio cultural.»

Un Coach de Cambio Cultural® te ayuda a identificar lo que tienes que desafiar y aprender para lograr el cambio cultural necesario que te permitirá vivir esta crisis empoderado y logres mantener la productividad en cada área de tu vida.

•  Sesión Individual
• Sesiones Grupales
• Sesiones Familiares

Haz una cita HOY con un Coach de Cambio Cultural®

Creamos ambientes positivos para empoderarte y convertirte en un innovador natural.

Alejandra Schatzky| CEO, Generación EPI

 Déjanos tu correo y te envíamos una copia de la guía CÓMO DAR A LOS PADRES «MALAS NOTICIAS» Y NO SUFRIR EN EL CAMINO… a tu bandeja de entrada.

¡Prepárate para Lograr Más Sin Bullying! ¿Recibiste el regalo que enviamos a tu email? Revisa tu carpeta de correo no deseado (spam) o la de promotions, e indica que el correo electrónico NO ES SPAM y descarga tu guía. Escríbenos a info@generacionepi.com si no te llega el enlace de la guía de regalo.

Pin It on Pinterest

Shares
Share This

Comparte Este Blog

Y seremos más las personas Empoderadoras, Positivas e Innovadoras

Comparte Este Blog

Y seremos más las personas Empoderadoras, Positivas e Innovadoras

Shares
Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda?
¿Listo para empoderarte? ¿En qué te podemos ayudar?